9 Oct 2012

In love with Shakespeare



Leer a Shakespeare es un placer. Resulta delicioso ponerse en la piel de una Julieta profundamente enamorada, una Ofelia al borde del abismo o una Helena despechada. Quizás mis elogios resulten extremos y exagerados, pero nunca otro autor ha sido capaz de despertarme tales arrebatos de pasión, avivados por la franca empatía que siento en las aventuras y desventuras sufridas por los personajes de las obras.

Todo, absolutamente todo lo que las componen es merecedor de alabanza. La frescura de los personajes secundarios; esos mensajeros, mayordomos y sirvientas siempre tan perspicaces, elocuentes y con un británico sentido del humor que en algunos casos logra alcanzar un elevado protagonismo. Esas bucólicas escenas en estivales jardines palaciegos, en salones que remiten a antiguas villas romanas o místicos y mágicos bosques como en el Sueño de una noche de verano. Todo ello sumado a un elenco de personajes protagonistas por los que muy pronto se empieza a sentir apego, afecto y simpatía. Ambientes de ensoñación que nos permiten evadirnos de la realidad, ya estemos en el sofá de nuestro salón con una manta y una taza de té, en el ajetreado metro o autobús urbano o en una cargante clase de esa asignatura que tanto aborrecemos. 

Se han producido cientos de películas y decenas de canciones dedicadas a los textos del dramaturgo. Desde bandas de metal progresivo como Dream Theather con Pull me under dedicada a Hamlet, hasta los grandes Dire Straits con Romeo and Juliet (más tarde versionada por The Killers), pasando por nuestros queridos The Smiths y grandes compositores de música clásica como Prokofiev con su fantástico Montescos y Capuletos, o la Marcha Nupcial de Mendelsohn (1826) para Sueño de una noche de verano. No han sido los primeros ni serán los últimos, porque la inspiración que proporciona el literato inglés es inagotable.

Aquí la que escribe, muy dada al apasionamiento imperioso, os recomienda: Sueño de una noche de veranoHamletRomeo y JulietaMucho ruido y pocas nueces y El mercader de Venecia (descargables en pdf). Os dejo también la canción de los Smiths dedicada a la "supuesta" hermana de Shakespeare y la genialísima Romeo and Juliet de Dire Straits ;)





14 comments:

Adriano Fortarezza said...

Gran post, monina :)

Leonard said...

siempre me mantengo con alguna historia entre mis manos (ahora, Fausto de Goethe), nunca he leído nada de Shakespeare, pero he tenido la intención.. seguiré la oferta, el próximo libro, sera uno de él.
me gusto la forma de demostrar esa admiración...^^.
un beso.

Miss_Scarlett said...

la verdad que también adoro todo lo relacionado con shakespeare y fue un placer estudiarlo en la carrera. de las adaptaciones cinematográficas me quedo con romeo+juliet y con las adaptaciones que ha hecho kenneth brannagh, creo que son perfectas.

un beso!

m said...

Nunca habrá suficientes líneas dedicadas a Shakespeare :)

Mara said...

Como ya te dije preciosa entrada, Esther, love it! <3

Shaina said...

love this! romeo and juliet was my favorite!

Esther said...

Thanks a lot sis :)!

perfumehk said...

so nice .
Parfum pas cher

Saraiba said...

Shakespeare me fascina, sus obras son una maravilla. La atemporalidad y esa forma de contar historias me parece increíble.

irene said...

Qué entrada tan preciosa! Adoro a Shakespeare y todas sus histórias apasionantes.

sheshakes.com said...

Qué grandes películas...

angela said...

AAAAAAh me encanta todo! Yo también estoy enamorada de Shakespeare, y esas películas son tan maravillosas...
Nos encanta tu blog, todo lo que pones es súper especial! Te seguimos!
Wanna float with us? http://www.floatstardust.blogspot.com xx, Sonia & Angie

Lady Vengeance said...

Qué gran recopilación de imágenes.
Pues yo tengo un tocho de libro que no puedo transportar porque pesa casi más que yo, con las obras completas de Shakespeare y aún no me he puesto a ello. Siempre he tenido muchas ganas, y creo que si las tuviera por separado, ya me habría leído alguna. Creo que me asusta el tamaño del libro, jaja.
Pero el otro día me dije que próximamente, me iniciaría con Shakespeare. A ver si lo cumplo.

Sofie P. said...

Qué gusto, no tienes una idea, me da leer esto. De verdad que como lo describes me pasa a mi. Es un estremecer entero de mi cuerpo siempre que leo a Shakespeare. Siempre. Sólo con pocos me pasa, pero jamás se compara a cuando leo sus obras.

No he leído todo, pero he leído más de lo que me parece común. El último libro que compré fue, de hecho, de Shakespeare. Aunque eso sí, de films basados en sus obras no he visto casi nada.

En fin, me encanta esta entrada. TOTALMENTE.

Besos.